Noticias de Astronomía

Máxima elongación de Mercurio el 31/01/14

El 31 de enero de 2013, a las 06:00 T.U, el planeta Mercurio alcanzará un momento de visibilidad óptima conocido como Máxima Elongación Oriental (E). Será un buen momento para buscar el escurridizo planeta al anochecer, sobre el horizonte Oeste. Podéis ayudaros de este gráfico de localización:

Máxima elongación E de Mercurio

Gráfico de localización del planeta Mercurio en su máxima elongación oriental, válido para observadores peninsulares al anochecer del día 31/01/14, mirando sobre el horizonte Oeste. Pulsar sobre la imagen para ampliar.

Mercurio es el planeta más interior del Sistema Solar y desde nuestro punto de vista siempre lo vemos angularmente muy próximo al Sol. En cierto modo esto hace que sea el planeta más difícil de observar ya que siempre se encuentra inmerso en el inteso resplandor solar.

Los mejores momentos para dar con él son aquellos en los que está más separado angularmente del Sol (desde nuestro punto de vista, claro). Esos momento de separación (o elongación) máxima son conocidos como máximas elongaciones. Mercurio orbita tan cerca del Sol que nunca alcanza elongaciones máximas superiores a los 30º... cuando se encuentra en el cielo más al Este que el Sol, lo vemos tras la puesta de Sol sobre el horizonte Oeste y entonces hablamos de máximas elongaciones occidentales (E) (como la de este día 31/01/14). Cuando se encuentra en el otro extremo de su órbita y lo vemos en la bóveda celeste más al Oeste que el Sol, entonces podemos observarlo al amanecer sobre el horizonte Este, antes de la salida del Sol. Hablamos en este segundo caso de Máximas elongaciones Occidentales (O). Esto es un poco trabalenguas... ¿no?

Esta máxima elongación (tendrá lugar con el planeta en Acuario) es bastante pobre, de 18'4º. El 31/01/14 Mercurio presentará una magnitud aparente de -0'7 y un tamaño angular de 6.9". Como es un planeta interior presenta fases, al igual que la Luna o Venus. En ese momento tendrá una fase menguante del 55'6%.

Localizarlo no es fácil. Buscad un lugar con horizonte Oeste lo más despejado de obstáculos posible (nada de colinas, ni árboles, ni edificios...). Esperad a la puesta de Sol y unos minutos después comenzad a barrer el horizonte Oeste con unos prismáticos hasta que lo localicéis (podéis ayudaros del gráfico superior). Una vez localizado con prismáticos intentad observarlo a simple vista. Tenéis que ser rápidos ya que el margen de tiempo que tenemos para localizarlo es breve: rápidamente Mercurio perderá altura y desaparecerá por el horizonte Oeste.

Aquí os dejamos una animación de nuestro Curso on line de Astronomía en la que se explican las diferentes posiciones en las que podemos observar a los planetas interiores en la bóveda celeste:

 

¿Quieres saber Astronomía?

Próximas Actividades

Sin eventos

Galería

Zona privada